Seminario Mayor de Bogotá

Dirección: Carrera 7 No. 93A - 50

Teléfono: (1) 6102811

seminariobogota@arquibogota.org.co

Evangelio del Dia

EVANGELIUM DIEI

Palabra Divina.

09 de Septiembre 2019
EVANGELIUM DIEI
A+ A-

A continuación podrás encontrar el texto del Evangelio del día propuesto por la Liturgia de la Iglesia y una reflexión compartida por nuestros formadores y seminaristas.

LECTURA DEL SANTO EVANGELIO SEGÚN SAN LUCAS 6, 6 – 11

Un sábado, entró Jesús en la sinagoga a enseñar. Había allí un hombre que tenía parálisis en el brazo derecho. Los escribas y los fariseos estaban al acecho para ver si curaba en sábado, y encontrar de qué acusarlo.

Pero él, sabiendo lo que pensaban, dijo al hombre del brazo paralítico: «Levántate y ponte ahí en medio.» Él se levantó y se quedó en pie.

Jesús les dijo: «Os voy a hacer una pregunta: ¿Qué está permitido en sábado, hacer el bien o el mal, salvar a uno o dejarlo morir?»

Y, echando en torno una mirada a todos, le dijo al hombre: «Extiende el brazo.»
Él lo hizo, y su brazo quedó restablecido. Ellos se pusieron furiosos y discutían qué había que hacer con Jesús.

PALABRA DEL SEÑOR

 

REFLEXIÓN

Queridos hermanos la liturgia de la iglesia nos propone en su dinamismo para el día de hoy un principio fundamental: la dignidad de la persona humana. En primer lugar, es Jesús quien con su ejemplo nos manifiesta que sobre todo rigorismo está la persona. En segundo lugar, la vida de San Pedro Claver, presbítero, quien entregó su vida al servicio de los esclavos haciendo de sí un don para el otro.

El evangelio de Lucas, Hoy al igual que el viernes pasado, presenta a los fariseos y escribas quienes buscan nuevamente la manera de acusar a Jesús, pero esta vez en un escenario completamente distinto: en la sinagoga. El conflicto que se gesta en la narración presentada por el evangelista es sobre el sábado, el cual hace referencia al cumplimiento de la ley. Para el pueblo judío en sábado no se realiza ningún trabajo, este tiempo es consagrado a Dios, el dilema se encuentra en que Jesús rompe el esquema rigorista de la ley que en el fondo se aleja de reconocer la dignidad de la persona y se limita al cumplimiento de las normas.

Jesús, muestra en este pasaje que toda persona posee un valor y es el valor de la dignidad humana, por este motivo, Él opta por la predilección del que sufre, este hombre que en dicho contexto es marginado e invisible ante la sociedad.  Jesús muestra que la indiferencia, el egoísmo y el rigorismo puede llevar a la muerte del ser humano en vida dado que es aislado e incluso olvidado cuando pierde su valor. Aunque la exigencia que el Señor muestra parece difícil de seguir desde nuestra fragilidad, hoy se puede decir “es posible”. Un ejemplo de ello es San Pedro Claver, quien, entregando su vida al Señor, asumió las actitudes del Maestro, donándose al servicio de los esclavos y reconociéndoles su dignidad de persona, dignidad que era invisible por la apariencia de estos hombres tomados como esclavos. Finalmente, hoy el Señor nos invita a reflexionar sobre nuestro ser cristiano, ¿Cómo esta mí relación con Dios y mi vivencia con el prójimo? pues en última instancia nos invita a examinarnos en el mandamiento del amor.

 

José Álvaro Ramírez
I configuración

 

Desarrollo por San Pablo Multimedia